lunes, 17 de noviembre de 2008

ARCHIVES: June 7, 2008

Je, je, je
by Angel Mas

Del ABC

País de mierda
POR ALFONSO ROJO

El vídeo fastidia. Ver a nuestra querida España descrita como un país de traficantes de armas, maltratadores domésticos, drogadictos, racistas, fascistas y analfabetos, no es agradable.

Pero una vez superado el cabreo, hay que ir al fondo. Los chavales judíos que crearon la web «paisdemierda» y han subido a youtube el montaje, lo han hecho hartos de ver a Israel como el paradigma de todos los males, en las radios, televisiones y periódicos españoles, y con la aviesa intención de dar una ración de su propia medicina a quienes, un día sí y otro también, les ponen como chupa de domine.

Buena parte de los medios de comunicación, y por extensión de los periodistas españoles, son abiertamente anti-israelíes. Y los judíos, tanto los que residen aquí, como los que lo hacen allá, se sienten maltratados.


Yo, que tengo tres hijos y he estado en Jerusalén en días de masacre, entiendo la angustia de cientos de miles de padres, a primera hora de la mañana, cuando salta la noticia de que un asesino-suicida se ha reventado en un autobús. ¿Imaginan ustedes el espanto con que se oye en esos instantes el zumbido del teléfono móvil? ¿Y el enfado que genera después leer o escuchar que la prensa internacional te acusa de verdugo, porque construyes un muro o trufas de puestos de control las carreteras? ¿No tiene derecho Israel a defenderse? ¿Podemos criticar que tome medidas contra quienes descuartizan a sus ciudadanos?


La prensa de países donde se respetan los derechos humanos, impera la ley, hay separación de poderes y la religión pertenece a la esfera íntima del individuo, no puede confraternizar con quienes preconizan la bomba como supremo argumento. Y sin embargo, lo hace.


Basta ver como se presenta a Hamás en nuestros telediarios o se comprende la «desesperación» de los terroristas. No creo que el pecado sea sólo de los medios, porque se informaría de manera más imparcial si los editores no percibieran en la ciudadanía una marcada proclividad hacia los palestinos. El vídeo de «paisdemierda» es burdo, chapucero y tergiversador; más o menos como los estereotipos que aquí se hace de Israel.