domingo, 7 de junio de 2009

El discurso de Obama ha gustado mucho... y se agarraron todos de la mano y bailaron kum-ba-ya

A mi me gusto lo del buen rossshito del califato. en los años de la inquisición (!!!). Lo que demuestra que para ser un gran predicador no hay que haber leido mucho. O-blah-blah-blahma.

Buenismo y memoria selectiva sobre lo que dice el "sagrado Corán". Lo que dice es que los judíos vienen de monos y cerdos y que se favorece la conversión forzada por Yihad. Legitima cortar miembros, lapidar adúlteras y golpear mujeres. Es una religión que aspira a gobernar la vida política de sus subditos, y por lo tanto su fin es la teocracia. En los momentos más "ilustrados" del islam en el gobierno, a lo máximo que se ha llegado es a "tolerar" a los infieles. El relativismo moral me espanta, y decir que una niña de trece años a la que le ponen un hiyab o un burka no está siendo sometida a discriminación, sino que son expresiones puramente culturales es, simplemente, malvado.

La historia de tolerancia del Islam está bien demostrada desde sus orígenes y sin duda está en el centro de la solución, pero de la solución final, como demostró el Gran Mufti de Jerusalem en sus entrevistas con Hitler, pidiéndole que le dejase a él a los judíos de Tierra Santa.

La práctica de la religión, las creencias, son privadas. No se pueden bailar el agua a religiones organizadas que aspiren a la dominación, la imposición, y la vuelta al oscurantismo, que es lo que propone el Islam político. No es paranoia. Semanalmente cuelgo aqui lo que dicen los clérigos de más alta jerarquía de las diferencias tendencias, tanto sunitas como chiitas. Lo podemos releer como queramos. También podría Obama haber hecho un canto poético a las ansias infinitas de paz que inspiraron las cruzadas. Nos habríamos tirado todos de los pelos.


Si idealizamos y mentimos sobre la historia y el presente, si buscamos apaciguar en vez de confrontar al fascismo, si retorcemos las palabras escritas y los hechos hasta que digan lo que queramos oir, podemos cogernos de las manos y bailar kum ba ya, hasta que el próximo barbudo corte la música, prohiba el baile, acabe con las copas, te llame perro infiel y se robe a tu mujer

"And here I stand before you today, the son of a Muslim that married a Christian. I am for you today a homosexual that might be imprisoned, I am an adulterous woman that could be subject to Sharia, I am a political prisoner fearing torture for defending democracy, I am every Israeli under attack, I am every Palestinian that wants to see their children grow in peace, I am a blasfemous apostate, an atheist, a woman wearing makeup in the street, a 13 year old girl forced to wear a hiyab. That is who I am today speaking to you at Cairo University. I am a brother human being offering you my hand , with the hope that those unyielding human rights become our common language for understanding and peace...". And people listened in awe to the leader of the free world... Pero no dijo eso

Tomar la parte por el todo sesga y falsea el mensaje. Es tan intelectualmente deshonesto como cualquier sofisma. Es lo que hizo Obama al citar de un modo extraordinariamente selectivo el Corán.

Daré un ejemplo: si Kennedy, tras decir "yo soy berlinés" hubiese dicho "pero El Capital es un gran libro, lleno de sabiduría y que inspira concordial. Los regímenes del Este tienen derecho a desarrollar sus formas de democracia, porque no hay caminos mejores ni peores para buscar la libertad", pues, creo yo, no hubiese sido lo mismo

Yo vi el mensaje en directo por tv y tuve que abstraerme de las formas hipnóticas de tele evangelista de Obama, del placentero run-run del sermón y los dulces sonidos que parecen haber embelesado a todos, para escuchar lo que de verdad decía.


Por eso, hubiese preferido que el lider del mundo libre hubiese defendido los valores que favorecen la libertad, la democracia y los derechos humanos, a su vez base de nuestra prosperidad. Y lo debería haber hecho, no por antagonizar, sino porque eso es lo que deseamos para todos, y porque hay que ofrecer calor y esperanza a los que sufren por defenderlos bajo las condiciones más adversas.

Apaciguar a la bestia, citando cuidadosamente el libro en que se inspira para acabar con hombres, mujeres y niños, es del infantilismo ingenuo tan desesperantemente socialdemócrata.


Intentar contentar a los islamistas y atraer al resto de los musulmanes con frases descafeinadas del Coran es como haber intentado hacerlo con nazis y alemanes del Tercer Reich citando algun pasaje sobre el amor de las madres a sus hijos de Mein Kampf (alguno debe haber).

Obama podria haber mencionado que nazis, maltratadores, homofobos e imanes rayados tambien cuentan con garantias en nuestro sistema democratico, pero por la superioridad de este, no porque todas la ideologias sean iguales a nuestros ojos.